LA ASTAXANTINA, EL REY DE LOS CAROTENOIDES

La Astaxantina es un pigmento natural de color rosa o rojizo que pertenece a la gran familia de los carotenoides.

Los carotenoides son nutrientes conocidos por ser antioxidantes potentes capaces de proteger nuestras células contra los ataques de ciertos radicales libres.  Todavía más, la Astaxantina es una molécula fabricada por algas unicelulares o microalgas (Ranga, Sarada, Baskaran y Ravishankar, 2009; Amos, 2005).

La Astaxantina se presenta como una novedad en el mundo de los productos naturales, suscitando una gran curiosidad gracias a sus propiedades y beneficios, puesto que es un antioxidante polivalente. Además, es todavía más eficaz en asociación con otros carotenoides, tales como la vitamina E o el betacaroteno. Pero, ¿qué es lo que hace que se considere la Astaxantina como el mejor de los carotenoides? Veámoslo a continuación.

COMPARACIÓN ENTRE LA ASTAXANTINA Y OTROS ANTIOXIDANTES POPULARES

Hemos comentado en un artículo anterior (LINK ARTÍCULO 19), que la Astaxantina supera con creces al resto de carotenoides existentes, y hemos anunciado que explicaríamos el motivo. Ha llegado el momento de compararlos. Las distintas investigaciones, relatadas en la literatura científica consultada (Alam, Xu y Wang (Eds.), 2020; Martin, Jager, Ruck y Schimdt, 2009), respecto a la capacidad antioxidante, se considera que la Astaxantina tiene…

  65 veces más capacidad antioxidante que la vitamina C.

  54 veces más capacidad antioxidante que el betacaroteno.

Y no sólo eso. Tal como ya expusimos en nuestro blog de porqué es importante tomar ASTAXANTINA, existe una segunda divergencia esencial: a diferencia de sus compañeros carotenoides, la Astaxantina no tiene efectos negativos cuando se toma a altas concentraciones. Otros carotenoides, bajo ciertas condiciones, o con dosis de altas proporciones, pueden volverse contra el propio organismo, actuando como un pro-oxidante en lugar de un antioxidante, provocando el daño que se supone que deberían bloquear. Por eso mismo, a la Astaxantina se la considera “El Rey de los Carotenoides”, y el antioxidante más poderoso que existe (Alam, Xu y Wang (Eds.), 2020; Christiansen, Lie y Torrissen, 2005).

En consecuencia, se afirma que la Astaxantina es más eficaz en eliminar el oxígeno activo, es decir, el oxígeno en su forma nociva pro-oxidante (Camacho, González y Klotz, 2013; Martin, Jager, Ruck y Schimdt, 2009):

  • 800 veces más eficaz que la CoQ10
  • 6000 veces más eficaz que la vitamina C.
  • 550 veces más eficaz que las catequinas del té verde.
  • 11 veces más eficaz que el betacaroteno.

Claramente, la Astaxantina sale vencedora en todos los casos. Pero aún hay más razones por las cuales la Astaxantina es tan eficaz (Alam, Xu y Wang (Eds.), 2020; Capelli, Bagchi y Cysewski, 2013):

  1. En primer lugar, porque es capaz de atravesar de la barrera hematoencefálica (el betacaroteno y algunos otros carotenoides no proporcionan este beneficio).
  2. Y, en segundo lugar, porque protege el cerebro y el sistema nervioso del daño oxidativo.

Sus propiedades y beneficios se producen en muchas áreas del organismo, siendo realmente impactante su campo de acción positivo, pero esto será objeto de posteriores artículos, dada su relevancia (Ranga, Sarada, Baskaran y Ravishankar, 2009).

Finalizamos, eso sí, aconsejando al lector sobre qué tipo de Astaxantina hay que comprar, y alertándole respecto a los engaños que, actualmente, se están produciendo en el mercado con este producto. Hay vendedores sin escrúpulos que están dando gato por liebre, tanto en su naturaleza (vendiendo Astaxantina artificial mientras anuncian que es natural), como en su contenido (vendiendo cápsulas con menos proporción – en miligramos- del producto del anuncio, por ejemplo anuncian 10 mg y el contenido real es de 4 mg, en el mejor de los casos), como en la calidad del mismo producto (anuncian cápsulas de pigmento que debería ser de color rojo intenso, y la cápsula contiene un polvo blanco o verde, que vaya usted a saber qué es realmente). Veamos una serie de recomendaciones a continuación.

RECOMENDACIONES PARA COMPRAR ASTAXANTINA DE CALIDAD

  1. Asegúrese de que la fórmula de Astaxantina proceda de microalgas marinas y no de algún tipo de hongo o petroquímicos. Esta opción química, sintética y artificial, sería la peor de las opciones.
  2. Como la Astaxantina se absorbe mejor con alimentos ricos en grasa, es preferible una fórmula que contengan algún tipo de aceite o ácido graso que ayude a maximizar su absorción.
  3. No debe conformarse con lo que indica la etiqueta del producto. Se ha de comprobar en la información específica del producto que éste se corresponde, realmente, con la fotografía o con la información que nos da el anuncio (si prometen Astaxantina de 10 mg, comprobar que la letra pequeña no indique 4 mg., por ejemplo).
  4. Asegurarse de que el fabricante no utilice químicos en el proceso de elaboración.
  5. Los estudios indican que la ingesta de 1 cápsula diaria de Astaxantina 12 mg proporciona una buena dosis para mantener nuestro organismo sano, alejado de la enfermedad. Asegúrese de que está comprando una cantidad que le va a reportar beneficios a su salud, no compre dosis excesivamente bajas, que no van a beneficiarle en nada.
  6. Aunque el aceite de krill contiene Astaxantina, la cantidad que proporciona (microgramos) no es suficiente para beneficiarse de todos sus efectos, por lo que es recomendable que usted elija un suplemento específico de Astaxantina.

La Astaxantina con vitamina E de Algamania cumple con todos los requisitos anteriores, puesto que es ORGÁNICA, NATURAL, ECOLÓGICA, a partir del cultivo de la Haematococcus Pluvialis. Además de este factor determinante, debemos resaltar que:

  • Las perlas que componen nuestro producto son liposomal, lo cual proporciona una absorción óptima del pigmento.
  • Además de ello, el proceso de fabricación garantiza un producto de alta calidad con estabilidad y eficacia a largo plazo (36 meses).
  • Nuestras perlas de Astaxantina se presentan en forma de “beadlets” en lugar de cápsulas de polvo, con el fin de mejorar la estabilidad de la Astaxantina, siendo por ello fácil de ingerir y facilitadora de un sistema digestivo saludable.
  • También debemos señalar que nuestra Astaxantina está libre de productos químicos, impurezas y residuos, pues su cultivo se ha realizado en biorreactores, no es piscinas abiertas.
  • En cuanto a la encapsulación también se ha puesto el máximo cuidado para garantizar que no entre oxígeno al interior de las cápsulas. Para ello se cierran con un sello ultrasónico, al contrario que la mayoría de las cápsulas que contienen plastificantes que promueven la entrada de oxígeno y humedad.
Complemento nutricional a base de algas
COMPRAR ASTAXANTINA ALGAMANIA

Finalmente, debemos destacar su composición. Algamania es la única empresa española que ha conseguido comercializar una Astaxantina de 12 mg. Algo que resulta muy interesante si se tiene en cuenta que, con una cápsula al día, se obtienen todos los beneficios en una única ingesta (al tener 60 cápsulas, dura 2 meses).

Esto presenta una ventaja competitiva respecto a la competencia, que para obtener los 12 mg diarios han de tomarse varias cápsulas diarias, de modo que el bote dura apenas unos días, según sea su composición (20 días si las cápsulas son de 4mg, 30 días si son de 6 mg.), lo cual supone un mayor desembolso económico.

Y siempre recordando ese refrán popular cargado de sabiduría: “lo barato sale caro”. La Astaxantina es un pigmento muy costoso de obtener, en dedicación y en términos económicos.

Si a usted le ofrecen un bote anunciando muchas cápsulas, con muchos miligramos de Astaxantina por cápsula, a un precio barato, ya puede empezar a sospechar.

O bien el producto que le ofrecen es Astaxantina sintética, o bien no se llega a los gramos anunciados, o bien no es Astaxantina, sino un simple polvo que no se sabe qué es (y que, incluso, puede ser perjudicial para su salud). Consecuentemente, no es baladí el prestar atención al producto que se va a comprar.

 ¡¡¡¡En sus manos está la elección!!!!

Referencias

Alam, Md.A., Xu, J.L. y Wang, Z. (Eds.) (2020). Microalgae Biotechnology for Food, Health and High Value Productos. New York, NY: Springer Editions.

Amos, R. (2005). Handboook of Microalga. Culture Biotechnology and applied Phycology. India: Blackwell publishing.

Camacho, K.J., González, G. y Klotz, R. (2013). Producción de Astaxantina en Haematococcus pluvialis bajo diferentes condiciones de estrés. Nova11(19), 94-104.

Capelli, B., Bagchi, D. y Cysewski, G.R. (2013). Synthetic Astaxanthin is significantly inferior to algal-based Astaxanthin as an antioxidant and may not be suitable as a human nutraceutical supplement. Nutrafoods, 12(4), 145-152.

Christiansen, R., Lie, O. y Torrissen, O. (2005). Growth and survival of Atlantic salmon, Salmo salar L., fed different dietary levels of astaxanthin.  First-feeding fry. Aquaculture Nutrition, 1(1), 189-198.

Martin, H., Jager, C., Ruck, C. y Schimdt, M.  (2009). Anti- and Prooxidant Properties of Carotenoids.J. Prakt. Chem., 341(3), 302-308.

Ranga, R., Sarada, A., Baskaran, V. y Ravishankar, G. (2009). Identification of Carotenoids from Green Alga Haematococcus Pluvialis by HPLC and LC – MS (APCI) and Their Antioxidant Properties. Journal Microbiol. Biotechnol., 19(1), 1333-1341.

1 Comment

  1. Sin duda, todo lo que se pueda escribir sobre este antioxidante milagroso se queda corto!
    A mi mujer y a mí nos da la energía diaria que necesitamos, y nos sentimos magníficamente bien desde que la hemos descubierto.
    Muchas gracias por estos contenidos que escriben, y sigan adelante con este producto.
    Saludos afectuosos

Write a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *